Costa Rica: COVID19: Cómo afecta los Precios de Transferencia

Escrito por:

Rafael Luna 

 

La emergencia sanitaria ahora extendida a crisis económica, está poniendo fuertes presiones en los grupos empresariales locales e internacionales, en muchos casos obligándolos a realizar cambios o incluso tomar medidas drásticas, que permitan el mantenimiento o la mera subsistencia del negocio. Muchos de esos cambios se refieren  a  cuestiones inminentes como el manejo sensible del flujo de caja, pero otros se extienden a medidas de carácter estructural de mediano y largo plazo, que pueden llegar incluso al replanteamiento del modelo de negocio propiamente de la empresa. Algunos de esos cambios pueden incluir, entre muchos otros:

  • Rebajo de jornadas, suspensión o incluso despido de personal
  • Cierre de líneas, diminución o paralización de la producción
  • Cambios en la cadena de valor, de abastecimientos o catálogo de productos o servicios
  • Modificación o terminación de los contratos de venta o compra de bienes y servicios
  • Términos de cualquier tipo de esquema de préstamo o financiamiento
  • Incumplimiento o diferimiento unilateral de pagos

Cuando cualquiera de estos cambios ocurre entre entidades vinculadas, pueden tener impacto en las funciones asumidas, los activos utilizados y muy especialmente, en los riesgos asumidos por la empresa en relación con el grupo, es decir, precisamente todos los factores que determinan la caracterización de la empresa, lo que implica un impacto directo en la determinación de los Precios de Transferencia, a través de los métodos seleccionados y las empresas que resultan comparables, en especial si resulta que también muchas de ellas ahora se encuentran en una situación de decrecimiento o de pérdidas.

No obstante, tal y como ha reconocido la propia OCDE en materia de Precios de Transferencia “Las reestructuraciones de negocios pueden ser necesarias para preservar las ganancias o la limitación de pérdidas, ej. en el evento de una sobrecapacidad productiva o un decrecimiento económico”.

 

Adicionalmente, cabe considerar que de acuerdo con las Guías de Precios de Transferencia de las cuales se nutre nuestra regulación local, el entorno económico debe se tomado muy en cuenta en los análisis de Precios de Transferencia, habida cuenta de las distorsiones temporales o permanentes que pueden introducir en la dinámica de una empresa y que no tienen relación alguna con una pretensión de beneficiarse fiscalmente, sino meramente para sostenimiento del negocio.

No obstante lo anterior, cuando ocurra cualquier de las circunstancias señaladas, se impone la necesidad de tomar medidas especiales relativas a la adecuada documentación de su justificación y necesidad, como seguimiento de la evolución de la crisis y su impacto en la situación económica de la empresa, las noticias, los reportes, acuerdos e instrucción para paliar la situación, así como toda su correcta documentación. En caso de requerir asistencia:

rluna@consortiumlegal.com

Ir arriba