Utilidades y rendimientos provenientes del exterior serán rentas no sujetas en El Salvador

El 12 de marzo del 2024, la Asamblea Legislativa de El Salvador aprobó una reforma a la Ley de Impuesto sobre la Renta (LISR), mediante la cual, se adicionó al art. 3 de la citada Ley un numeral 4). El artículo reformado regula los supuestos de rentas no sujetas, y a tal efecto, el nuevo numeral establece lo siguiente:

“No constituyen rentas para los efectos de esta Ley:

 4) Todos los valores que se reciban en cualquier concepto, obtenidos en el exterior o cualquier movimiento de capital, remuneración o emolumento, en dinero o especie, generado o no por la inversión de capital nacional o extranjero, que sean nominalmente obtenidas o percibidas por personas naturales, personas jurídicas o entes sin personalidad jurídica, domiciliados o no en el país, proveniente de cualquier clase de fuente en el exterior.”

Asimismo, se adicionó al citado, un inciso final que excluye a las rentas no sujetas de este nuevo numeral 4) de la obligación de aplicar la proporcionalidad en la determinación de costos y gastos establecida en el art. 28 de la LISR.

Por otra parte, el decreto de reforma dispone, en su art. 2, que, a partir de la entrada en vigor de esta, se derogan expresamente las disposiciones siguientes:

    • Incisos sexto, séptimo y octavo del 14-A.
    • Literal c) del inciso cuarto e incisos quinto y séptimo del 16.
    • Incisos segundo, tercero y cuarto del 27.

Todas las disposiciones legales antes citadas regulan actualmente las rentas obtenidas por sujetos domiciliados en El Salvador provenientes de depósitos en el extranjero, títulos valores, instrumentos financieros y contratos derivados. Estas rentas, a la fecha, son consideradas como rentas grabables y, además, cuentan con un procedimiento que permite la acreditación ante el fisco salvadoreño, del impuesto pagado en el país en el cual se obtuviesen dichas rentas.

Sin embargo, con la reforma que se aprobó recientemente, estas rentas pasarán a ser rentas no sujetas para sujetos pasivos domiciliados en El Salvador, con lo que se espera que la inversión de capitales situados en territorio salvadoreño tenga un aumento en los próximos meses.

A consecuencia de la reforma, serán rentas no sujetas las utilidades y rendimientos siguientes:

    1. La recepción de dividendos y utilidades de inversiones en sociedades por acciones en el exterior, la bolsa de valores extranjera, instrumentos financieros como préstamos o leasings internacionales, cuando esos intereses, utilidades o beneficios por dichos capitales tengan su beneficiario en El Salvador.
    2. Percibir pago de intereses de préstamos otorgados a persona o sujeto en el extranjero. Ejemplo: una sociedad salvadoreña que prestara dinero a un tercero en otro país, Guatemala, Panamá o Estados Unidos. Esos intereses por el préstamo otorgado desde El Salvador, hacia el exterior, eran gravados por el literal c) del inciso cuarto e inciso quinto y séptimo del art. 16 de la LISR.
    3. Recibir pago de intereses de depósitos o certificados de depósito de bancos en el extranjero. Ejemplo: una sociedad salvadoreña que tenga una cuenta bancaria o depósito en otro país, Suiza, Bahamas, Panamá o Estados Unidos, entre otros. Esos intereses por depósitos en banco extranjero eran gravados por el art. 27 de la LISR.

Para cualquier consulta adicional, favor comunicarse con Diego Martín (dmartin@consortiumlegal.com), William Escobar (wescobar@consortiumlegal.com) o al correo electrónico (taxelsalvador@consortiumlegal.com).